Foto/FLM

La Federación Luterana Mundial Centroamérica,  ha trabajado de la mano con diversas comunidades de El Salvador, atendiendo a 2,500 familias en temas como cambio climático, formación de capacidades y memoria histórica. El 24 de noviembre de 2016 la fundación expondrá los logros obtenido en las comunidades.


Por Marvin Díaz

La Federación Luterana Mundial (FLM) es una organización que desempeña una labor bajo las directrices del desarrollo social y la atención a las emergencias; en tal sentido, la federación se rige por cuatro objetivos fundamentales enfocados hacías las comunidades y el estilo de vida de la poblaciones.

Giovanni Magaña, coordinador regional del proyecto FLM, mencionó esos objetivos. “Cambio climático, los medios de vida y territorio, memorias históricas y justicia transicional y el fortalecimiento de capacidades personales y de las comunidades”

Tales objetivos son parte del proyecto de FLM que impulsa en El Salvador desde 1982. Durante el conflicto armado, la fundación se caracterizó por brindar una luz de esperanza a las poblaciones que sufrían el acontecimiento bélico en el país.

“A Las personas que fueron desplazadas por el conflicto armado la fundación velaba para que se respetara sus derechos; también se atendían a poblaciones en los lugar y hacíamos la incidencia correspondiente para denunciar los atropello y brindando ayuda alimentaria y asistencia humanitaria a personas que eran trasladadas para Honduras y otros países” dijo Magaña.

En la actualidad la FLM trabaja en diversos departamentos y municipios de El Salvador como Usulután, La Paz, Santa Ana, San Miguel , Ahuchapán entre otros. La población atendida es de 2,500 familias a nivel nacional.

“Es Aquí donde ejecutamos proyecto de seguridad alimentaria, conservación de medio ambiente hacia los productores y productoras. Tenemos acciones en el país para impulsar acciones ante la emergencia en el corredor seco y otras iniciativas”, mencionó el coordinador del proyecto FLM.

La federación fomenta la defensa del territorio de las comunidades y de las familias ante el accionar de empresas transnacionales dedicadas a minería, represas y monocultivos; también hacen incidencia en todo los niveles; local, regional y nacional para que las poblaciones sepa tienen derechos de los recursos.

El coordinador de FLM, considera que El Salvador tiene retos por cumplir en materia de medio ambiente y de desarrollo con las comunidades. “Las empresas siguen contaminando los ríos, el mar y hay un uso inadecuado de los desechos sólidos; las poblaciones siguen siendo marginadas, residiendo en zonas de alto riesgo, eso no se va a superar con una varita mágica de la noche a la mañana”, analizó Magaña.

La FLM trabaja con las organizaciones y población para incidir y visibilizando la problemática pero también buscamos la actuación de todos los actores. “La federación ha venido apoyando algunas iniciativas con el Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales (MARN) para atender temas de la justicia climática y ver como iniciativas muy puntuales ir encaminándose para resolver ese problema”.

Un logro importante de la FLM, es la participación de las comunidades en la formación y creación de propuesta orientadas hacia las mismas poblaciones; también promover el intercambio de experiencias entre las familias que forman parte de los proyectos de la fundación.

El Salvador es parte del programa de Centroamérica que lleva a cabo la fundación; países como Honduras, Guatemala y Nicaragua son parte del trabajo regional que impulsa la FLM. La población atendida en la región es de 10,500 personas.

La fundación mostrará los logros que se han obtenido en toda la región Centroamericana en los temas de mayor incidencia de la población. Este encuentro se realizara el día 24 de noviembre de 2016.

luterana

Invitación a feria de logros

Comenta