Una manzana lanzada a una mujer provocó una avalancha política y judicial para el aspirante presidencial de El Salvador con posibilidades de ganar, según encuestas. El más reciente escándalo fue una publicación periodística que le señala de presuntamente negociar con pandillas a cambio de beneficios sociales y electorales. Esto, junto a trolles y nepotismo, rodean la imagen de un joven y mediático aspirante presidencial


Por Redacción Gatoencerrado

El político salvadoreño más popular de los últimos años según diversos sondeos de opinión, ha estado inmerso en algunos escándalos tanto judiciales como mediáticos que, según él, solo buscan entorpecer su imagen y hasta impedir su ascenso a la presidencia de El Salvador.

Escándalo 1

La manzana de la discordia

La tarde del 6 de septiembre del año pasado tras finalizar una acostumbrada reunión del Concejo Municipal de la Alcaldía de San Salvador, sucedió un incidente que detonó en una avalancha de hechos políticos que lejos de dañar la imagen del entonces alcalde de San Salvador abanderado por el FMLN, Nayib Bukele, lo fortalecieron. O al menos eso es lo que él dice.

La exconcejala, Xóchitl Marchelli, acusó a Bukele de haberle lanzado una manzana y haberle llamado “bruja” al cierre de la reunión, debido a que Marchelli se habría alineado con concejales areneros para impedir obras y créditos de beneficios para el municipio de San Salvador.

La presunta manzana y expresión, habría sido la gota que derramó el vaso del hartazgo que el FMLN le tenía acumulado a Bukele. El hecho propició un juicio interno. El 10 de octubre, tras 18 horas de maratónica audiencia ante el Tribunal de Ética del FMLN, el partido deliberó por la expulsión de Nayib Bukele que más tarde se convertiría en una especie de harakiri político y electoral.

En tanto, Marchelli, interpuso una demanda ante la Fiscalía General de la República (FGR) contra Bukele por el delito de violencia contra la mujer. Un proceso judicial del cual Bukele fue librado en un primer momento, pero en noviembre del año pasado la Cámara Tercera de lo Penal de San Salvador revocó su sobreseimiento. En marzo de este año, el Juzgado Especializado de Instrucción de la Mujer impuso una fianza de $5 mil dólares que debía pagar a Marchelli, además de medidas cautelares.

Escándalo 2

Dijo que Eugenio Chicas embarazó a su hijastra.

La mañana del 16 de octubre del año pasado, apenas seis días después de haber sido expulsado del FMLN, Nayib Bukele se presentó a una entrevista televisiva en Telecorporación Salvadoreña para hablar de diversos temas. Durante la conversación, Nayib dijo que conocía a un alto funcionario de Casa Presidencial que había abusado sexualmente de su hijastra menor de edad y la embarazó, y para evitar la cárcel se casó con ella.

“Eugenio Chicas. Él es el funcionario del que hablo. Si él quiere llevar el problema a los tribunales, el que sale perdiendo no soy yo”, dijo Bukele.

De inmediato, Eugenio Chicas, exvocero de la Presidencia salvadoreña, interpuso una demanda por el delito de calumnia que el 21 de marzo pasado, el Tribunal de Sentencia de Santa Tecla admitió.

Tras varios aplazamientos, el 7 de junio El Tribunal Primero de Sentencia de Santa Tecla admitió la petición de la defensa de Bukele de hacer un peritaje psicológico a Chicas para determinar si tiene alguna preferencia por mujeres menores de edad.

A la salida de la audiencia, Chicas increpó a Bukele mientras daba una conferencia de prensa. Le dijo que admitía hacerse las pruebas que quisiera, si él (Bukele) se hacía una prueba de antidoping.

 

Bukele ironizó sobre lo sucedido y afirmó que se trata de un show montado por el FMLN. El caso sigue vigente.

Escándalo 3

El rey de los trolles

El 8 de julio de 2015 se viralizaron notas y entrevistas falsas que se hacían desde medios falsos que utilizaban la imagen y logo de El Diario de Hoy y La Prensa Gráfica. En septiembre de ese mismo año, La Prensa Gráfica presentó una denuncia formal.

Dos meses después se realizaron allanamientos en la empresa “Búnker”, presuntamente desde donde se clonaban los sitios, y posterior a ello vinieron las capturas.

El 20 de febrero de 2016, el Juzgado Segundo de Instrucción de Santa Tecla instaló la audiencia preliminar en contra de José Carlos Navarro Martínez, Mayra Morán Lemus, Andrés Ricardo Ortiz Lara, Óscar Alejandro Domínguez Ruiz y Sofía Medina -esta última exgerente de comunicaciones de la Alcaldía de San Salvador-, señalados como los autores materiales de los ciberataques.

En la investigación, peritaje de la Fiscalía mencionó a Bukele y sugirió que él tenía nexos con los acusados, al punto de considerarle como un presunto autor intelectual y financista del delito.

Por ello, la tarde del 26 de septiembre de 2016, Bukele montó una tarima y una manifestación, acompañado por su entonces partido, el FMLN y sus máximas autoridades. Se plantó frente a la FGR y se puso a las órdenes de las investigaciones.

Nayib frente a la Fiscalía. Foto cortesía/Fredd Ramos

El 1 de diciembre de 2017 el Tribunal de Sentencia de Santa Tecla absolvió a los imputados, pero declaró que existió una sexta persona quien se menciona en el caso pero no se investigó. La Fiscalía apeló a la resolución, y el pasado 26 de junio la Cámara de lo penal de la Cuarta sección del centro de Santa Tecla, La Libertad, revocó el sobreseimiento definitivo del caso.

Escándalo 4

Multa por nombrar a sus familiares en puestos de la alcaldía

El Tribunal de Ética Gubernamental (TEG) resolvió el 8 de septiembre de 2016, sancionar al entonces alcalde de San Salvador con el pago de una multa equivalente a 10 salarios mínimos por haber designado a su hermano, Yamil Bukele como presidente del Instituto Municipal de Deporte y Recreación (IMDER).

Según la resolución del TEG, Bukele como alcalde, transgredió la prohibición ética de "nombrar, contratar, promover o ascender en la entidad pública que preside o donde ejerce autoridad, a su cónyuge, conviviente, parientes dentro del cuarto grado de consanguinidad o segundo de afinidad o socio, excepto los casos permitidos por la ley”.

Bukele pagó un total de $2.517 según el cálculo del salario mínimo urbano del sector comercio actualizado por el Ministerio de Trabajo (MITRAB).

Escándalo 5

Investigación por enriquecimiento ilícito

El pasado 5 de junio, nueve de quince magistrados de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) decidieron no enviar a juicio patrimonial a Bukele debido a no encontrar indicios de enriquecimiento ilícito en su declaración de probidad.

La Sección de Probidad de la CSJ revisó cuentas bancarias, escrituras, acciones, transacciones, tarjetas de crédito y empresas familiares, sin encontrar irregularidades.

Escándalo 6

La CSJ sugiere a Fiscalía investigar

Pese a que Probidad no encontró indicios de enriquecimiento ilícito, notificó a la FGR que investigue una posible violación a la ley al presuntamente evasión fiscal al no repotar ingresos provenientes de un contrato estatal de su empresa familiar de publicidad “Obermet”.

La Fiscalía dice que son más de $846,622.45 los que Bukele no puede justificar de su patrimonio de cuando fue alcalde de de Nuevo Cuscatlán y como parte de su vinculación con la empresa Obermet, que realizó contratos millonarios con instituciones estatales.

La notificación de Probidad está basada en una investigación en la que se le acusa de recibir cheques a manera de “donación” de parte de su hermano, quien estuvo al frente de Obermet durante el período edilicio de Nayib entre 2012 y 2015.

Presuntamente, los cheques de donaciones provenían de fondos de Obermet y sus contratos estatales.

Escándalo 7

Pugna electoral

El 8 de mayo, el partido en formación “Nuevas Ideas”, del cual Bukele es su principal estandarte, presentó 200 mil firmas ante el Tribunal Supremo Electoral (TSE) para su inscripción como partido político y competir en los comicios presidenciales del 3 de febrero de 2019.

No obstante, según valoraciones de Bukele, el TSE no ha sido muy ágil en el procesamiento de las firmas e inscripción. La tardanza injustificada en algunos momentos, y el adelanto de criterio y opiniones de algunos de sus magistrados, han dejado entrever ante la opinión pública que el retraso podría obedecer a impedir la participación de Bukele y Nuevas Ideas en la contiende electoral próxima porque los plazos establecidos por la ley están próximos a vencerse y Nuevas Ideas aún no es partido.

El hecho ha derivado en cientos de reclamos de parte de Bukele quien atrincherado en redes sociales, insolenta a la opinión pública al enardecimiento virtual contra el TSE, y pone en duda la democracia del país.

 

Los retrasos, le obligaron a buscar alianzas con el partido Cambio Democrático (CD) un instituto político de izquierda con perfil social demócrata que ha accedido, al menos ante el ojo público, a ser el vehículo que lleve a Nayib a la Presidencia, prestando sus refuerzos legales y su vigencia.

Sin embargo, días después que el CD y Nayib anunciaran el matrimonio, la Sala de lo Constitucinal de la CSJ desempolvó una sentencia que pondría en duda la vigencia o no del CD al no cumplir los requisitos en las elecciones de 2015 para continuar con vida.

Escándalo 8

La sombra dialogar con pandillas

El pasado 29 de junio, una publicación del periódico digital El Faro, reveló cómo presuntamente, miembros cercanos a Bukele, habrían sido enviados a dialogar con grupos de pandillas para granjearse accesibilidad a algunos territorios difíciles del gran San Salvador, para poder hacer campaña electoral cuando buscó la alcaldía capitalina en las elecciones de 2015.

Según la publicación, que cita a fuentes cercanas a Bukele y a bitácoras fiscales y policiales de investigación,  las reuniones se daban en algunos restaurantes capitalinos y buscaban acercamientos con líderes pandilleriles.

En una parte del extenso reportaje, El Faro cita a un pandillero que confiesa que tanto la MS-13 como las dos facciones del Barrio 18 recibieron en total $20 mil dólares.

“Se acordó que solo nos dieran para los gastos de movilización que fueron 20 mil dólares, nada más diez mil para las letras y cinco mil para la R y cinco mil al Sur… No era negocio, era desquite”, cita el reportaje.

Las negociaciones le habrían permitido seguridad en las ferias agostinas, despliegue de microbuses gratuitos en momentos en que pandillas amenazaron al transporte colectivo de la capital, entre otros beneficios sociales y electorales. A cambio, según el reportaje de El Faro, las pandillas recibían beneficios para su comunidad, empleos temporales como vigilantes en fiestas patronales y puestos privilegiados en el Mercado Cuscatlán para ellos o sus familiares.

***

El político más popular del país ha expresado que sus adversarios buscarán inhabilitarlo en la cancha jurídica pero continúa exigiendo democracia, que se le deje participar y que lo venzan en las urnas. “Si no nos dejan participar, no habrá elecciones”, espetó ante una mediana cantidad de simpatizantes en el monumento al Salvador del Mundo.

Comenta