Los homicidios en El Salvador incrementaron cuatro días después que el Gobierno desplegó la Fuerza de Tarea "Vulcano", un grupo de militares con artillería pesada que deambulan y catean por 25 puntos del Gran San Salvador, una acción criticada por sectores como los estudiantes universitarios quienes se sienten intimidados en vez de protegidos por los efectivos militares en la capital


Por Redacción

Septiembre ha sido el mes más violento en lo que va del 2017. Un mes en el que cuatro días después que se lanzó un cuestionable y artillado despliegue militar para que acompañe a la Policía Nacional Civil (PNC) en labores de seguridad pública en 25 puntos de San Salvador, los índices de homicidios se dispararon a nivel nacional pues pasaron de tener un promedio diario de 10 a 12, a 27 o 30 al día.

El mes de la independencia cerró con 435 homicidios, un 27 % de incremento en comparación a septiembre de 2016 cuando se reportaron solo 343 homicidios;  agosto de este años cerró con 339 muertes diarias. Este era el promedio que se venía registrando en lo que iba de 2017.

Según las cifras de la PNC, entre enero y junio, el primer semestre  de 2017, hubo  un total de 1 mil 776 asesinatos en todo el país, equivalentes a 9.8 muertes violentas a diario.

El repunte de asesinatos se disparó desde el 22 de septiembre pues entre esa fecha y el domingo 24, murieron 87 personas en el país a manos de de las pandillas como principal sospechoso del incremento de muertes. Del lunes 25 al sábado 30 de septiembre murieron 218 personas asesinadas. En total, los 87 del fin  de semana más los 218 de cinco días, alcanzó la cifra de 305 personas asesinadas a manos de la violencia en la última semana del mes de la Patria.

 

El representante de las Naciones Unidas en El Salvador, Christian Salazar recomendó al gobierno salvadoreño invertir y enfocarse en la prevención de violencia, pues a su juicio, es la única alternativa a largo plazo.

“El Consejo Nacional de Seguridad y Convivencia Ciudadana es el ente que tiene el poder de mantener este apoyo a la prevención para que establezca como una política de Estado para los próximos gobiernos", dijo Salazar en durante un encuentro con dicho organismo gubernamental.

No obstante, de parte del gobierno de El Salvador ha encontrado un discurso que continúa rayando en lo bélico, apostándole a las políticas de represión manoduristas que vienen implementando.

“Lamentamos el repunte de homicidios de los últimos días, sin embargo, esto no puede alejarnos del camino que ya emprendimos y que tiene tan buenos resultados”, dijo el presidente de El Salvador, Salvador Sánchez Cerén.

 

Ese camino al que se refiere el mandatario, se ve reflejado en el despliegue militar en San Salvador con tanquetas y vehículos adaptados con inteligencia y comunicaciones militares que patrullan zonas como la colonia Escalón, Santa Elena, Centro Histórico y los perímetros de la Universidad de El Salvador. En este último punto, estudiantes de dicha institución se manifestaron en contra, asegurando que se sienten intimidados e inseguros con la presencia militar.

De acuerdo con cifras oficiales, ocho homicidios se reportaron en San Salvador en los primeros doce días del plan de seguridad en San Salvador con la operación del grupo de Tarea "Vulcano" de la Fuerza Armada en conjunto con la PNC.

Pese al repunte de los últimos días, las autoridades mantienen el optimismo pues en números globales, los homicidios continúan reflejando una disminución. Del 1 de enero al 30 de septiembre de 2017 se reportan 2, 869 homicidios a nivel nacional, representando una disminución del 31% en comparación a la cifra del mismo período en 2016 cuando se reportaron 4,179 muertes violentas

Comenta

Publicidad