Gato cinéfilo

Uncut Gems: Cuando el hombre es su propio Enemigo

Alex Martínez

Alex Martínez

Fotógrafo y periodista independiente. Bloguero del sitio La habitación de las luces obscenas y colaborador en la revista Bulla.

Cuando un actor de comedia se arriesga a realizar una interpretación dramática es cuando realmente el público aprecia su nivel actoral. Y Adam Sandler lo confirma con su actuación en la película Uncut Gems.

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp

Uncut Gems es una exploración sobre cómo el hombre busca su propia autodestrucción por la búsqueda de una felicidad efímera. La cinta es una visión vertiginosa sobre la vida de un hombre que, a pesar de ver desmoronarse su matrimonio, negocio y seguridad, busca la manera de coleccionar más desencuentros, aunque desde su perspectiva todo va de maravilla.

Los hermanos Safdie son expertos en retratar personajes decadentistas y hasta viscerales como en el caso de su película Good Time, donde un ladrón de bancos busca desesperadamente liberar a su hermano de prisión, embarcándose en una odisea nocturna llena de neón y peligro.

En Uncut Gems, la trama gira alrededor de un vendedor de joyas llamado Howard Ratner (interpretado por el comediante Adam Sandler), quien es un apostador empedernido y basa sus negocios en deudas y timos. Debido a su naturaleza de vivir al límite, consigue una extraña gema con la que experimenta situaciones perjudiciales para su bienestar, siendo amenazado por matones y perdiendo cada vez más su negocio.

Como si se tratase del mito de Sisifo, nuestro protagonista continuamente busca involucrarse en más problemas y, cuando el espectador piensa que al fin el guion le hará justica para que viva feliz, los hermanos Safdie nos dan una bofetada con malas decisiones y acciones imprudentes, que llegan a quebrar a Howard hasta el punto de sentir compasión por sus desgracias.

El filme es una entropía visual, que juega con movimientos vertiginosos. Planos cerrados, luces de neón y cortes bruscos buscan provocar la sensación de incomodidad y vértigo, mientras seguimos a un ser decadente hacia su propio abismo. Cuando uno se sumerge en la película se siente como si se estuviera documentando la vida de Howard, deseando que acabe para ya no verlo sufrir más.

Sin duda alguna, el papel que caracteriza Adam Sandler es por mucho la mejor caracterización que ha logrado hasta la fecha, llegando al nivel de actuación dramática como lo hicieron Jim Carrey y Robbie Williams, quienes también hacían comedia y experimentaron  con interpretaciones arriesgadas. Sandler ha demostrado que es buen actor, a pesar de dedicarse a películas mediocres para ganar dinero.

El cine independiente y experimental ahora tiene representación dentro del mundo comercial, gracias la productora A24. Las cintas que ellos producen son un respiro a todas esas producciones comerciales que se rigen bajo el ‘star system’. A pesar de no haber sido mencionado en los Premios Oscar, Uncut Gems posee todas las características para ser un clásico de culto en los próximos años, redimiendo así el nombre de Adam Sandler.

*Fotos de la película

Alex Martínez

Alex Martínez

Fotógrafo y periodista independiente. Bloguero del sitio La habitación de las luces obscenas y colaborador en la revista Bulla.

Más de GatoEncerrado

Escazú y el desprecio gubernamental por el medio ambiente

La triste y temida respuesta sobre si El Salvador firmaría este importante acuerdo la escuchamos el pasado 24 de septiembre, cuando el Presidente de la República, en cadena nacional –y solo ante la pregunta de una periodista–, dijo que El Salvador no firmará, por ahora, el primer tratado ambiental de América Latina y el Caribe. Así sin más. A la fecha, no se conoce, o al menos es mi caso, ningún documento o posición que determine de manera sólida, técnica y con evidencia las razones que fundamentaron tal decisión. No hay argumentos. Sí así vamos a enfrentar los temas ambientales, debo decirles desde ya que estamos perdidas/os.

Mi incorporación al equipo Ad Hoc para el estudio y propuesta de reformas a la Constitución

Tomar esta decisión no fue fácil, sobre todo, por la actitud del Presidente de la República y, principalmente, la mostrada en la cadena nacional del 24 de septiembre, donde arremetió contra la independencia judicial, las personas defensoras de derechos humanos y la prensa independiente. Sin embargo, a pesar de los gritos, creo que aún no es tiempo de renunciar al diálogo democrático y técnico, basado en evidencia, y más aún si otros sectores, nacionales e internacionales, se suman al mismo. Espero no estar equivocado.

Comenta

Publicidad