Bitácora ambiental

Comisión incluye a la UES al ente rector del agua y deja fuera a CEL y juntas comunitarias

En la última reunión de la comisión que estudia la ley de agua, los diputados modificaron la redacción original del artículo 18 del anteproyecto sobre la conformación de la Junta Directiva de la ASA para agregar al Ministerio de Economía, Obras Públicas, la Universidad de El Salvador y a tres miembros de las zonas de cuencas hidrográficas. También, decidieron sacar a la CEL y no incluir a las juntas comunitarias y sistemas municipales de aguas.

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp

Río Sensupán. Foto/Emerson Flores

Por Marvin Díaz

Por Marvin Díaz

Las juntas comunitarias y sistemas municipales de aguas -que abastecen a más del 52 % de habitantes rurales en el país- no formarán parte de la Autoridad Salvadoreña del Agua (ASA) que se crea en el artículo 18 del proyecto de Ley de Recursos Hídricos. Así lo decidieron los diputados de Nuevas Ideas, Gana y PDC en la reunión de la comisión ad hoc del pasado 26 de septiembre. 

En el proyecto de ley de agua que mandó el gobierno no estaban incorporadas las juntas comunitarias, pero durante el proceso de consulta que realizó la comisión estas pidieron ser reconocidas y tomadas en cuenta en las decisiones relacionadas con el agua. 

Al respecto, el diputado de Nuevas Ideas, Saul Mancia, sostuvo que los prestadores de servicio de agua, entre ellas las juntas comunitarias, no pueden integrar la ASA porque “obtienen beneficios económicos” por el uso del agua. Además, consideró “no saludable” que las juntas y los sistemas municipales sean parte del ente rector porque podría haber conflictos de intereses. 

En reuniones previas, la presidenta de la comisión ad hoc y legisladora de Nuevas Ideas, Sandra Martinez, también había dicho que las juntas “viven de vender y de extraer agua” y que no se sabe sobre su regulación. 

Tres representantes de juntas de aguas reaccionaron ante las afirmaciones de los diputados. Beatriz Pineda y Arely Salas, de dos juntas de agua 

del municipio de Suchitoto, dijeron a Gato Encerrado que los sistemas nunca han obtenido “beneficios lucrativos ni ganancias” por el abastecimiento de agua. Los cobros por el servicio de agua son destinados para el mantenimiento de tuberías, según comentaron las voceras. Asimismo, Luis Contreras, de una junta en Ahuachapán, dijo que “es mentira que vendemos el agua”.

Las juntas comunitarias y los sistemas municipales de aguas abastecen a 1,261,846 personas (52.80%), de un total de 2,389,350 que residen en la zona rural. Es decir,  ambos sectores, que no depende de la ANDA, proveen de agua a más de la mitad de población rural, según señala un informe ejecutivo sobre el “Diagnóstico del Sub Sector de Agua Potable Rural de El Salvador” realizado en 2016 por la ANDA, con el apoyo de la Cooperación Española. 

Según el informe, la ANDA da cobertura a 496,612 (20.78 %) habitantes de la zona rural. La cobertura total de agua  en el área rural de El Salvador, se estima en 73.58 %; es decir, 1,758,459 habitantes. “Este valor nos deja un 26.43 %; es decir, 630,892 habitantes que se abastecen de otras formas no convencionales, como el acarreo de ríos, manantiales, pozo artesanal, compra, etc.”, indica el mismo documento.

Sacan a CEL de la ASA

Los diputados modificaron la redacción original del artículo 18 del anteproyecto sobre la  conformación de la Junta Directiva de la ASA. En los cambios, decidieron eliminar a la Comisión Ejecutiva Hidroeléctrica del Río Lempa (CEL) y a la Autoridad de Agua Potable y Saneamiento de la ASA. Esta última se creaba en la propuesta de ley pero no tenía mayor detalle de su participación. 

En la nueva versión del artículo, los diputados agregaron al Ministerio de Economía (Minec), al Ministerio de Obras Pública (Mop), a la Universidad de El Salvador (UES) y a tres miembros de las zonas de cuencas hidrográficas.

De acuerdo a la última redacción, la Junta Directiva del ente rector del agua estará integrado por un director presidente, que será nombrado por el presidente la República; además de un representantes del Ministerio de Medio Ambiente (Marn), Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG), Ministerio de Economía (Minec), Ministerio de Turismo (Mitur), Ministerio de Vivienda (Mivi), Ministerio de Salud (Minsal), Ministerio de Obras Públicas (Mop), Ministerio de Gobernación (Migob), Universidad de El Salvador (UES), tres miembros de organismos zonales de cuenca y uno de la sociedad civil. 

Los diputados no especificaron la integración de los tres miembros de las zonas de cuencas hidrográficas y uno de la sociedad civil, quien será elegido por el presidente de la República. El anteproyecto hace referencia a que las personas que conformen los dos sectores deben ser especialistas en ciencias ambientales y desarrollo sostenible. 

Sobre este punto, Dina Argueta, diputada del FMLN, pidió definir con “nombre y apellido” la integración de los dos sectores y sugirió que el representante de la sociedad civil perteneciera a organizaciones dedicadas a la protección y cuido de los bienes naturales. La propuesta desató un fuerte debate entre la presidenta de la comisión Sandra Martinez y Argueta, quienes discutieron sobre incorporar la palabra “organización” a la redacción. 

Martínez le dijo a Argueta que ellos están haciendo las cosas de forma transparente y que no le iban aceptar esas “palabras oscuras” que quería meter a la ley. Finalmente, con ocho votos a favor se aprobó el artículo 18, sin tomar en cuenta la propuesta del FMLN. 

Incorporan otra facultad al presidente de la ASA

Por otra parte, los diputados facultaron al presidente de la ASA para suscribir contratos de compromisos del agua con entidades públicas y privadas, según propuso el diputado de Nuevas Ideas, Walter Coto, en la redacción del literal “c” del artículo 16 de la Ley de Recursos Hídricos. 

La nueva atribución del presidente de la ASA no estaba entre las funciones que planteaba el texto original del anteproyecto de ley, ya que solo podía suscribir  “convenios en materia hídrica”. 

“Suscribir convenios, contratos y en general cualquier compromiso en materia hídrica, con entidades públicas o privadas, nacionales o extranjeras, previa autorización de la Junta Directiva”, cita la redacción del nuevo literal “c”.

El diputado Coto alegó que en la nueva propuesta el presidente de la ASA deberá firmar contratos administrativos, sociedades o para cualquier servicio que deba tener el ente rector del agua. “Al no tener tal facultad estaría limitado quién va a firmar un contrato con cualquier entidad que necesite: una prestación de servicio o diversos contratos”, dijo.  

Ante la afirmación de Coto, la diputada del FMLN argumentó que las atribuciones a las que hace referencia el literal “c” no son de carácter administrativo, sino que son contratos en materia de agua, según explicó Dina Argueta 

En esa jornada, los diputados de la comisión ad hoc avanzaron con la aprobaron de los artículos del 14 al 26, referente al funcionamiento de la ASA, la estructura de los organismo zonales de cuencas hidrográficas, los comités de gestión de cursos de aguas internacionales y cuencas transfronterizas.