Fotograma de "Topiltzin"

Por Tania Primavera

Tres películas filmadas en El Salvador en los años setenta, fueron recientemente parte de la presentación retrospectiva especial en el I Festival Latinoamericano de Cine,  con el apoyo e impulso de la Secretaría de Cultura de la Alcaldía de San Salvador.  Durante una semana se realizaron diversas actividades y proyecciones, contó con la curaduría del cineasta salvadoreño Edwin Arévalo.  “Topiltzin” (1975), “Gran debut” (1976) y “El negro,el indio” (1977), fueron vistas, y son pertenecientes a la colección que resguarda el Museo de la Palabra y la Imagen (MUPI).

Topiltzin, es con un chico adolescente de unos 13-14 años, evidentemente de la calle, descalzo, camina por la ciudad de San Salvador vendiendo periódicos, viendo colegios  de clase alta. En Gran debut es siempre experimental, filmada en el predio de la cancha de la colonia Zacamil, en Mejicanos, zona populosa y recién construida, un espacio grande donde un circo se apodera de los rostros. Un circo de una zona de obreros, muchos de ellos ya en reuniones clandestinas. La niñez inocente, la niñez sin prejuicios, observa. El negro,el indio, es bien fuerte, conviven, en silencio, hay mucha meditación y silencio en la música que se apodera del viento en estas obras salvadoreñas.

Este conversatorio tuvo la presencia de Guillermo Escalón, Antonio Menjivar “Topiltzin” y Edwin Arévalo, proyección en La Sala de La Casa Tomada, del Centro Cultural de España,  en San Salvador. Las latas de las cintas originales de este cine fueron donadas hace un tiempo por la familia Polío al MUPI. Pero es gracias al apoyo de Edwin Arévalo, que por su gestión y recursos  digitalizó en México, no solo estas sino también "El Rostro" (1960) de Alejandro Cotto.

*******

cineasta-baltazar-polioBreve Biografía / Baltazar Polío (1949-1989)

 Cineasta salvadoreño. Nació en San Salvador en 1949, último hijo del Dr. Baltazar Polío y María de Polío, una familia de clase media afincada en Quezaltepeque. Cuando tenía tres años perdió a su padre que era en ese entonces Diputado por el Departamento de La Libertad. Su primera infancia la pasó entre San Salvador y Quezaltepeque. A los ocho años demostró su pasión cinematográfica al dibujar figuras en papel celofán y proyectarlas con una lámpara en las paredes a los muchachos de su barrio. Su madre le compró un proyector de juguete y así se fue ilusionando hasta que le regalaron una cámara de cine de 8 milímetros. Empezó a montar sus primeras películas jugando con sus amigos y de juego en juego aquello se volvió en una verdadera vocación. Estudió primaria y secundaria en el Liceo Salvadoreño.

Cursaba el último año de bachillerato, siempre en el Liceo cuando decidió irse a Europa a vivir con su hermano Eduardo, a Fribourg en Suiza, en 1968. Ese mismo año se fue a Niza, Francia, y tomó cursos de fotografía por correspondencia. Viajó a París a estudiar fotografía y con su cámara al hombro fue España y Marruecos. Estuvo un tiempo en Nueva York. A su regreso a El Salvador montó un estudio. Se fue a Costa Rica a estudiar fotografía. Regresó a El Salvador trabajando como fotógrafo, le fue bien, y pudo entonces dedicarse a hacer cine.

Experimentó mucho y empezó a conocer a gente del mundo artístico y poco a poco con un niño que luego adoptó filmó en blanco y negro, “Topiltzin” en 1975. Ese mismo año Baltazar Polío realizó otras películas, siempre en 16 mm. pero a color, entre ellas “Gran Debut”, “El Negro, el indio”.

Esta fue su época más productiva. "Topiltzin", el primer cortometraje experimental, sobre la vida de un niño de la calle, vendedor de periódicos. En lugar de "dolly" para seguir los desplazamientos, utilizó un carro escarabajo; en lugar de una grúa para seguir ascenso y descenso, un sube y baja y una rueda de chicago. Esta película participó en el Festival de Cine de Bilbao España y en el Festival de Nuevo Cine Latinoamericano de La Habana, Cuba.

Polío emigró a Estados Unidos a causa de la guerra, en donde continuó su trabajo audiovisual, vivió en San Francisco y en Miami donde su trabajo era publicitario. Le diagnosticaron una enfermedad y murió en 1989, sus últimos días se los pasó viendo una y otra vez todas sus películas.

 

 

Comenta